Tipos de juicios

Un juicio es un procedimiento a través del que un empleado del Estado dirige un conflicto entre dos partes y en ellas tiene que haber pruebas que demuestren los hechos por parte de la acusadora y de la defensora. Básicamente un juicio es el sostén de cualquier derecho que se opone a lo defendido por la parte contraria.

Esto permite que se eludan las disputas que pueden darse entre ambas partes hasta llegar a límites insospechados. También que sea el sentimiento de venganza quien maneje la búsqueda de un resarcimiento.

¿Quieres saber qué tipo de juicios existen? No dudes en seguir leyendo este artículo.

El juicio es una discusión judicial entre la parte acusadora y defensora

Tipo de juicio: penal

El juicio penal es aquel que se produce cuando hay algún delito de por medio o se cree al menos que así ha sido. El proceso es oral, y dependiendo el delito, el lugar es uno u otro, por ejemplo, si hay hurto, insultos, pequeños accidentes de tráfico se hace en un lugar distinto a si hay delitos más graves como un asesinato.

Partes del proceso:

  • 1º: se realiza una investigación sobre el hecho que se ha denunciado, se manifiesta la acusación en sí, se acuerda un día y una hora para realizar el juicio y se informa a ambas partes, teniendo en cuenta que deben ir de forma obligatoria.
  • 2º: comienza el juicio, ambas partes declaran, e incluso, puede haber testigos, además de mostrar pruebas, documentos, elementos forenses y demás. Los abogados hacen un resumen y el juicio queda visto para sentencia.

Tipo de juicio: laboral

El juicio laboral está más ligado a la rama del derecho procesal, que es la que se centra en controlar las relaciones que surgen entre las personas en el ámbito laboral. Normalmente, el juez se encarga de problemas relacionados con despidos, inspecciones laborales y jubilaciones, entre otros.

Este tipo de juicio es totalmente público, además es oral y la parte defensora y acusadora debe acudir el día de la celebración del juicio con sus pruebas.

Tipos de juicio: civil

El juicio civil se basa en demandas que se dan entre particulares, ya sean por deudas o falta de pagos, por separaciones o divorcios, por daños y perjuicios en un accidente de coche, etc.

La demanda se da de forma escrita para enviársela posteriormente a la persona demandada y éste debe contestar en un plazo estimado con las pruebas que vea conveniente. Finalmente es el juez quien va a dictar sentencias con las pruebas que tiene en su poder.

Tipo de juicio: contencioso administrativo

El juicio contencioso administrativo es aquel en el que una de las dos partes es la administración pública y la otra una persona particular  o jurídica.

Antes de acudir a la vía judicial tiene que gastar otras gestiones administrativas como el rebatimiento de acuerdos e inhabilitación de tráfico. En este tipo de juicio es el abogado del Estado quien defiende a la administración pública, un hecho que no sucede en los otros tipos de juicios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *