Tipos de ejercicios físicos

¿Qué es el ejercicio físico? Es un término que en principio parece sencillo de definir, pero posee multitud de detalles, por eso te decimos que es la realización de movimientos corporales planificados y repetitivos que cumplen con la finalidad de mantener una correcta salud, aumentar el rendimiento y tener una calidad de vida mayor. Los especialistas señalan que es necesario realizar 30 minutos de ejercicios físicos al día durante 3 o 5 días de la semana para conseguir una buena salud.

Las ventajas más destacadas son las siguientes:

  • Hace que el organismo genere unas sustancias químicas que sirven para sentirse mejor, ya que libera más de 50 hormonas.
  • Ayuda a perder peso para aquellas personas que tengan dicha meta, además ayuda a que disminuya el riesgo de padecer enfermedades como diabetes, obesidad u osteoporosis (disminución de la densidad de masa ósea).

A continuación te informamos de los tipos de ejercicios físicos.

El ejercicio físico mejora y mantiene la salud

Ejercicio aeróbico

El ejercicio aeróbico trata de actividades que se realizan con menos intensidad pero durante tiempos prolongados para ir desarrollando poco a poco la resistencia, por ejemplo, andar en bicicleta, nadar o correr.

Para conseguir la energía suficiente como para realizar ejercicio físico es necesario quemar hidratos de carbono y grasa, necesitando para ello O2, lo que beneficia al sistema cardiovascular al aumentar la capacidad pulmonar.

Ejercicio isométrico

El ejercicio isométrico se basa en el sometimiento del músculo a tensión sin realizar movimiento, lo que provoca que la flexibilidad sea mayor, aumente la fuerza y disminuya el peligro de caerse. Este tipo de ejercicio es muy útil para personas que han tenido una lesión y se están recuperando de ella. Es importante hacer los ejercicios en todos los músculos importantes del cuerpo: brazos, piernas, espalda, caderas, abdomen, pecho y hombros.

Las características más destacadas las siguientes:

  • Se acorta la duración del entrenamiento a causa de la brevedad e intensidad de las actividades.
  • El entrenamiento suele estar enfocado en fortalecer una parte concreta del cuerpo.
  • Ayuda a que los problemas relacionados con la postura, ya sea por estar muchas horas sentado en una silla de oficina o por montar en bici.

Ejercicio de flexibilidad

La flexibilidad es la capacidad que tienen las fibras para estirarse ante un movimiento, por eso es muy importante para mantener una buena forma física. Los estiramientos son uno de los ejercicios que ayudan a aumentar dicha flexibilidad y, a su vez, esto permite realizar actividades más flexibles.

Yoga, pilates y tai-chi son algunos de los ejercicios más conocidos a la hora de profundizar en el tema de la plasticidad y flexibilidad. Se relaja el cuerpo, después se estira mientras que se mantiene la respiración y finalmente se relaja otra vez.

Cualquier ejercicio de flexibilidad ofrece unos beneficios y son los siguientes:

  • Aumenta el rendimiento físico y disminuye la probabilidad de padecer lesiones.
  • Disminuye el dolor en la parte más baja de la espalda.
  • Aumenta la coordinación motora.
  • El flujo sanguíneo es mucho más fluido.
  • Reduce molestias musculares y corrige la postura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *